martes, enero 23

La serpiente, su cola.



Ese día venía caminando por un terreno baldío que más tarde se convertiría en una plaza comercial. Hoy alberga cines, un suburbia, una panadería El Globo (que a su vez contiene los deliciosos panquecitos de chocolate más ricos del mundo). La sensación me era desconocida, pero no enteramente. La comparo con las siguientes sensaciones:

- No poder dejar de mirar un punto fijo. Y el mundo sigue y uno no deja de ver el punto fijo. Y a veces uno bosteza, pero sigue mirando fijamente. En inglés hasta verbo tiene; stare.

- Oír una tonada y no poder olvidarla. A veces es nomás un riffsito o un chiflidito que se clava en la cabeza y de repente nos encontramos tarareando en voz alta. A veces hasta con cierto hartazgo la tonada se ancla en la memoria y lo peor es cuando no se deja atrapar por completo. Cuando podemos seguirla por unos momentos pero al llegar a cierto punto simplemente no podemos continuar. Es frustrante no lograr identificar una canción que viene de adentro de la propia cabeza. Es como ver una película en la que sale un actor que uno jura y perjura vio en otro lado, pero nada más no sabe dónde. No poder recordarlo es como tener comezón en el cerebro.

Como decía, ese día venía caminando con mi primo Jorge por el terreno baldío que luego sería una plaza comercial. Tuve la sensación que ya comparé con otras sensaciones; no porque sean la misma, sino porque me han parecido igualmente inexplicables desde el primer momento que me sucedieron hasta ahora, que se siguen repitiendo. Es decir: por qué. Por qué los ojos se quedan viendo a un sólo lugar sin parpadear y por qué una tonadita se adhiere a nosotros sólo fragmentariamente.

Como decía, ese día venía caminando por las lejanas tierras de Acueducto con mi primo Jorge en el terreno baldío que luego sería una plaza comercial. Entonces tuve la sensación: esto ya lo hice. Esto ya lo hice y ya lo hice. No duró más de cinco segundos. Pero recuerdo con exactitud el pasto amarillento, mal cortado y el tennis de mi primo pisándolo. Y supe que lo había visto alguna vez anterior. Pero hasta donde yo recordaba, era la primera vez que caminábamos por ahí, la única. El 8 de febrero del año dos mil. No le conté, no interrumpí la plática (si es que le había). No lo olvidé.

Pasaría muchas veces más. También me enteraría de que a todo el mundo le pasa y que mucha gente ha escrito sobre esto. En mi cronología personal, el primero que llegó fue Amado Nervo y su cuento "La serpiente que se muerde la cola". Luego Borges con "Uroboros". Luego Monterroso con "Las dos colas, o el filósofo ecléctico". Hoy, por primera vez, un autor no hispano parlante: Vonnegut.

Pregúntenme algo, lo que quieran. ¿Que cuántos años tiene el Universo? Tiene medio segundo de edad pero, hasta el momento, ese medio segundo ha durado un quintillón de años. ¿Que quién lo creó? Nadie lo creó, siempre estuvo ahí.
¿Que qué es el tiempo? Es una serpiente que se muerdela cola, como ésta:



Nunca he buscado nada sobre la serpiente que se muerde la cola, pero siempre aparece. A veces tarda años en volver a mí, pero tarde o temprano, pasa. Todos coinciden; el eterno regreso de lo mismo, nada que no se haya dicho hace siglos. Por eso no forzo a la serpiente a que aparezca, a fin de cuentas, siempre regresa. Como la comezón en el cerebro. Me emociona pensar cuántas referencias más encontraré en mi vida. En mis vidas.

Como seguramente no puedo escribir con justicia qué es la sensación de volver a vivir algo idénticamente, me callo. Señor Nervo, hable usted:

Dado que el tiempo es infinito, y que el número de átomos de que se compone la materia es limitado, se deduce que los mismos sistemas de combinaciones deben fatalmente reproducirse.


35 comentarios:

gabriel dijo...

Lo leeré mañana pero lo comentaré hoy. Ya

Anónimo dijo...

Ya había leído algo así, pero no recuerdo donde. Dónde fue? Ya había leído algo así, pero no recuerdo donde. Dónde fue? Ya había leído algo así, pero no recuerdo donde. Dónde fue? Ya había leído algo así, pero no recuerdo donde. Dónde fue? Ya había leído algo así, pero no recuerdo donde. Dónde fue? Ya había leído algo así, pero no recuerdo donde. Dónde fue? Ya había leído algo así, pero no recuerdo donde. Dónde fue? Ya había leído algo así, pero no recuerdo donde. Dónde fue?

Anónimo dijo...

¡Que se pudran Gabriel y el borracho! Estaba recargamndo la página para postear primero y nasma me distrigo y dos malditos comentarios.

No las había pensado asi, peor todo eso me ha pasado. Y no le digas a nadie, pero cuando yo tengo esos falsos flashbacasos, sé de ocsas que pasan después y como que son inevitables.

A mí eso me da ñañaras y pinche miedo, son cosas del diablo!

Anónimo dijo...

Comezón en el cerebro???? Es cómo cuando comentas en un blog solo para esperar que su cool autor-editora-filosofa responda tu coment?? Bueno ese era un guayabazo, pero eso de los dejabu´s (notese el apostrofe a pesar de la falta de conciencia ortográfica del éztupidho aky escriviente) es todo un caso, yo a cada rato siento que como que algo ya me pasó ….

Anónimo dijo...

Comezón en el cerebro???? Es cómo cuando comentas en un blog solo para esperar que su cool autor-editora-filosofa responda tu coment?? Bueno ese era un guayabazo, pero eso de los dejabu´s (notese el apostrofe a pesar de la falta de conciencia ortográfica del éztupidho aky escriviente) es todo un caso, yo a cada rato siento que como que algo ya me pasó ….

Anónimo dijo...

Comezón en el cerebro???? Es cómo cuando comentas en un blog solo para esperar que su cool autor-editora-filosofa responda tu coment?? Bueno ese era un guayabazo, pero eso de los dejabu´s (notese el apostrofe a pesar de la falta de conciencia ortográfica del éztupidho aky escriviente) es todo un caso, yo a cada rato siento que como que algo ya me pasó ….

Anónimo dijo...

mande??

ka! dijo...

...coincidente?: precisamente pensaba en el uroboros hace un par de días....wow...esta sí me sorprendió...

...es que hace poco completé un ciclo..

Anónimo dijo...

Quiero meter mi cuchara recomendando "Historia del tiempo" de Stephen Hawking. No todo es filosofia, la ciencia tambien tiene que decir algo al respecto del tiempo.

Anónimo dijo...

Yo tengo tan mala memoria (de neto no es broma) que vivo en un constante deja vu... asi que entiendo perfectmente como te sentiste.

la anonim@ pancha dijo...

Déjà Vu?

si verdad? no hay palabra en español para stare,

una vez un amigo le pregunto a un amigo del DF "what's the word for loud in spanish?" y el del DF se quedo pensando "mmmm, no hay!!!"

que raro no?

Niha dijo...

A mí se me viene a la cabeza más bien la forma de una espiral, que empieza y acaba, pero tiene vueltas parecidas.

el cuero cabezudo (a veces anónimo, a veces desanimado) dijo...

Un cúmulo de ideas, no todas claramente segregadas:

1) Aunque abres con lo que parece ser un ejemplo de dejá vu (¿acento agudo, grave? ya no me acuerdo), el encuentro repetitivo de un término o concepto como ouroboros no creo que estrictamente sea dejá vu, sino un ejemplo de coincidencia...

2) Hay varias intentos por explicar los dejá vu científicamente, uno de los más populares es el desfasamiento entre la percepción y el registro; sin embargo, ninguna hipótesis es completamente satisfactoria... Sin embargo es sorprendente que a) el evento sea muy común y b) sea más común entre niños y jóvenes...

3) La coincidencia (por ejemplo, el hallazgo repetido de una palabra antes ignorada), obedece, creo, a un mecanismo más simple y diferente: la asociación de dos eventos raros es más memorable que cuando los eventos no coinciden (lo que es más común).

¿Stare (no intencional) o gaze intencional? Según una de las hipótesis staring favorece el dejá vu

Buen post.

Anónimo dijo...

Me gusta mas como lo explican en The Matrix, pero ps como dicen que "la cultura no muerde" habrá que entrarle...

Anónimo dijo...

pues ya se que el anonimo dió una explicación aca bien nice y ps yo no puedo hablar asi, asi que dire lo que yo sabia a mi manera;

- Cuando tu cerebro identifica algo (palabra, canción, olor, objeto, persona, sentimiento...) conosido, para no "gastar nuevo espacio" en almacenar la información, segrega una enzima/hormona/algunachingaderadesas que te dice que ya lo conoces. En algunas ocaciones, esta enzima/hormona/algunachingaderadesas se segrega sin que fuese necesario y probablemente en un exeso, eso hace que "sientas" que ya conoces algo, a pesar de que el recuerdo, no existe.

Anónimo dijo...

Clap, clap, clap, clap.

Cuando escribes cosas tan buenas ni comentar puedo.

Anónimo dijo...

Un ojete me dijo una vez (trata de imaginarte la época) que cuando uno se queda con la mirada perdida una eternidad que dura un instante, es que a uno "se le rayó el de 45 revoluciones".

La sepiente que se muerde la cola es el símbolo de la eternidad en la Gnóstica, en la Alquimia simboliza parte del magnum opus como la unión de los opuestos, y quesque algunas representaciones de Quetzalcoatl son urobóricas (uros-cola, voros-comer).

También simboliza la noción de los ciclos y de los círculos viciosos.

En la mitología nórdica se asocia con Jormungandr, monstruo serpiente hijo de Loki, que con su cuerpo cubre toda la circunferencia de Midgard (la Tierra) y que está destinada a morir a manos de Donar (Thor para los cuates), donde el segundo dará nueve paso antes de morir fulminado (hinchas de Kill Bill, absténganse).

Se cree que la versión moderna del uroboros es la cinta moebius.

Tan-tán.

alonso ruvalcaba dijo...

coincido con el cuero cabezudo:

creo que déjà vu no es lo mismo que la serpiente que se muerde la cola. primero, tal vez, porque el déjà vu es una sensación. el tiempo circular, una idea. incluso creo que lo que escribe nervo ahí [“dado que el tiempo es infinito, y que el número de átomos de que se compone la materia es limitado, etc”] no es exactamente ninguno de los otros dos, de entrada porque propone que el tiempo es infinito; curiosamente, con palabras muy parecidas, en borges hay una refutación del tiempo; está en sentirse en muerte [lo subí acá, por si quieres/quieren bajarlo: clic]... mmm. borges intentó un poema que tuviera la forma de la serpiente que se muerde la cola; se llama la noche cíclica y empieza:

lo supieron los arduos alumnos de pitágoras:
los astros y los hombres vuelven cíclicamente;
los átomos fatales repetirán la urgente
afrodita de oro, los tebanos, las ágoras.

y termina:

vuelve la noche cóncava que descifró anaxágoras;
vuelve a mi carne humana la eternidad constante
y el recuerdo ¿el proyecto? de un poema incesante:
“lo supieron los arduos alumnos de pitágoras...”

pero, creo yo, como puso el último verso entre comillas el poema realmente no se muerde la cola: empieza de nuevo y de nuevo; se parece, más bien, a una espiral; un poema que se muerde la cola no tiene principio ni fin o su principio y su fin están en cualquier parte; la noche cíclica, en cambio, tiene interminables principios e interminables fines. [supongo por eso borges puso “incesante”.] que yo conozca, el único poema que de veras tiene la forma del uroboros es piedra de sol.

en fin, te dejo un abrazo.

ps. en alemán, la tonadita que no se sale del cerebro se llama ohrwurm, aunque no sé si esté implícito el hecho de que no sabes cuál es.

Anónimo dijo...

Sofía, eso nos ha pasado a todos. El eterno recomenzar o la serpiente que se muerde la cola, está vivita y coleando. A mí esas cosas me medio espantan porque hay personas que dicen que son la prueba de la reencarnación, y es algo que yo no creo.

Hay dos películas que me fascinan y pues no podrían plasmar mejor el eterno recomenzar. Una es Corre Lola corre y la otra es la mexicana Mil nubes de paz.

Cambiando de tema, no sé si haga reseña sobre El perfume o no. Yo creo que no. El actor, sí, galán pero también muy mal actor! Como de Zzzzzz :-)

Anónimo dijo...

¿y donde esta el eterno retorno del alemán incomprendido?

beto perdido dijo...

Interesante razonamiento el de Nervo. Déjame masticarlo.

Saludos

Anónimo dijo...

El razonamiento de Amado Nervo tendría sentido de no ser que no tomo en cuenta a la entropía: el universo tiende al desorden y algun día morirpa por ello. Yo tuve un deja-vu el día en que conocí San Luis Potosí, me sentí tan identificado con su paisaje desertico que hasta la fecha sigo preguntandome si no habré vivido por allí. Si es que Dios existe, posiblemente haga reciclaje con nuestras almas, por eso tanto deja-vu.

Anónimo dijo...

ah, la entropía. Había como un mini-fest de noise y hardcore mejicano que se llamaba Entropía. O se llama. Pa'l caso.

El otro asunto es que el búmerang siempre regresa.
O no.

Rubencio dijo...

Cuando leo posts como este, me doy cuenta de que tuve razón en cerrar mi blog y dejar escribir a los que saben, pero mientras siga leyendo cosas como esta, más pronto podre sentirme inspirado a iniciar de nuevo.

Lo de la comezón en el cerebro me encanto y esa sensación me ocurre igual cuando tengo una idea pero no sabes como explicarla.

Anónimo dijo...

Me acordé de Lost Highway, o de la cinta de Moebius, o de ambos.

Anónimo dijo...

También me acordé de esa película que se llama Memento o Amnesia como le pusieron horriblemente aquí.

Anónimo dijo...

También me acordé de esa película que se llama Memento o Amnesia como le pusieron horriblemente aquí.

Anónimo dijo...

También me acordé de esa película que se llama Memento o Amnesia como le pusieron horriblemente.

Anónimo dijo...

Wow! te iba a hacer algunas anotaciones sobre los deja vu y la serpiente, pero veo que tu público está muy bien informado...
Lo único que me queda por decir es que las recurrencias siempre se estarán dando, año tras año, tal vez vida tras vida, hasta que sepamos entender el mensaje que traen detrás. Con esto me refiero especificamente a ondas como caer con el mismo tipo de güey siempre, pegarse en el mismo dedo del pie, soñar la misma cosa y así...
Te recomiendo el Kybalion (el autor, depende de la editorial puede ser Tres Iniciados), un libro que habla de la recurrencia y otras cuestiones esotéricas más. Es tan corto y a la vez tan profundo que lo puedes leer muchas veces y siempre te explica algo nuevo.
En los wikibooks lo hay en ingrés... Por mientras yo ya me voy a bajar el de Monterroso..

Anónimo dijo...

¿A dónde se van las memorias si no se escriben, si no se pasan de boca en boca, si las olvidamos, si uno muere y se pudre el cerebro como todo lo que tenía inscrito en sus neuronas, a dónde?

Anónimo dijo...

Yo sé!
Yo sé!

Yo le digo!

Van al archivo muerto.

Anónimo dijo...

Hay en la mitología nórdica una serpiente que se muerde la cola.Se llama Jormungand. Era antes una lombriz que por culpa de Loki empezó a crecer y crecer, los dioses se asustaron y la hecharon al mar, donde siguió creciendo hasta abarcarlo todo.Ahora está todavía enredada en sí misma en las profundidades, su cola, su cuerpo lo recorren todo y nosotros no somos mas que pulgas en su lomo.

Que dios bendiga a los Vikingos!

Sofía dijo...

Gabriel: Y luego por qué ya no comentaste?

Armando; jajajajaja

Rubén; ¡Déjalos! Son lectores más atentos que tú, seguro por estar dibujando en paint ni cuenta te diste del posto. Cuando tengas un flashfururazo sobre mí avísame, brujo!

Xavy: Jo, gracias por las flores. Ya no se traumen con lo de la ortografía! Aquí nadie critica!

morena; la serpiente que se muerde la cola!

ka! Ya ves, este blog y sus propiedades místicas.

Yo mero; Lo leí cuando estaba en secun. No recuerdo nada... jo.

Chupycuate; jajja

pancha: No hay palabra en español para stare. Quizá mirar fijamente, pero son dos duh. No hay traducción de LOUD? :| Pensemos: laughing out loud. :| :| Neta.

Niha; Otros dicen que el tiempo es así, da vueltas pero no se repite exactamente igual, como en el caso de lost highway de lynch, hay avances sutiles.

Cuerito cabezudo: 1) Claro que uroboros no es una sensación. El deja vu es una consecuencia de que nos desenvolvamos en una serpiente que se muerde la cola, según yo, queda muy claro en el texto de Nervo, igual que tu punto dos. Nervo da una explicación científica similar. Respecto al tercer punto, creo que no alcanzo a entender tu teoría.

Yaoteka; neta, un error en la matrix.

Prophet; es muy parecido a la explicación que da Nervo, es como si el cerebro se adelantara un poquito, como si diera un paso sin huarache.

Niche; :) gracias.

Malakatonche: Está bueno lo de las revoluciones, lo adoptaré aunque la chaviza no lo entenderá :(
Lo de la unión de los opuestos me queda claro por Heráclito, de hecho también quería citarlo a él pero ya se me hizo muy mamón. Y lo último lo dice Borges, en el libro de los seres imaginarios, jeje, es una cita casi textual :)

Alonso: PS yo no dije que fueran lo mismo, pero creo que así se entendió. La sensación es producto de la repetición de las cosas en el tiempo. Gracias por las descargas, en serio te luciste. Ya mismo lo estoy bajando. El texto que puse de Borges realmente no es un poema ni nada así, sino un fragmento del libro de los seres imaginarios, digamos que habla sólo de lo que ha sido Uroboros históricamente. En verdad desconozco sus teorías personales al respecto, pero me dispongo a leer el texto. Gracias de nuevo.

Cristian (con hache o sin hache?); jajja bueno, es cierto; no es muy buen actor, pero está chulísimo. Fíjate que vi corre lola corre hace poco en la tele, y munhhhccch... no me gustó. Aunque su novio está MMmmm JAJAJA. Ese wei sale en bolas en el Experimento jojo. Mil nubes (más título eterno) desde cuándo la quiero ver, a ver si la topo pronto. ¡Memento me fastidió como pocas cosas!

Jiff; híjole, me voy a echar encima a unos dos tres, pero neta NIETZSCHE ME ABURRE y casi no lo he leído!

Francisco; Conocedor.

Ixa; gracias por la recomendación. ¿Crees que hay una manera de aprender y no cometer los mismos errores? Parece que no hay salida, estamos condenados a la repetición. Espero disfrutes el texto de Monterroso, es muy cortito y divertido.

top: a la nada.

Gabriela: bien muerto.

Sofía dijo...

Ohh george: Los vikingos son güeros y tienen trenzas.
:)

Anónimo dijo...

me encanto y mucho :)